domingo, 8 de marzo de 2009

Peregrinos

- Habito en los lugares de tránsito -decía el mendigo-. En los grandes cruces, las entradas de los centros comerciales, las salidas de los parkings, las bocas de metro... Digamos que frecuento los márgenes, las pequeñas fronteras dentro de la ciudad. Pero ¿sabes cuál es la auténtica frontera, dónde se produce el paso del mundo real a otro totalmente inventado, la frontera entre la realidad y la ficción?
- ¿Qué lugar es ese?
- La puerta de la iglesia.

2 Motivaciones:

Anónimo dijo...

Y ese lugar...¿ se ve desde una ventana?

Anónimo dijo...

Hay quien tiene las fronteras dentro de sí mismo.

Luis.

Publicar un comentario